20080304

¿Sin rastro, o sin vergüenza? (el tema son las mayorías... o las inconsecuencias, no sé)

¿Recuerdan cómo escapaban los malos en las películas del Oeste? Ataban unos arbustos a la cola del caballo para que desdibujase las huellas. Seguramente sea un mero efecto cinematográfico. Pero cuando saltó a la palestra política (antes no me había interesado, la verdad: otro amigo de Aznar beneficiado por las privatizaciones; otro de esos a los que se les llena la boca hablando de los empresarios, sin haber sido en toda su vida otra cosa que un manager, y encima por designación) tuve curiosidad. Alguien que habla con esa chulería de nuevo rico con estudios, y que durante años ha conseguido gracias a sus vinculaciones políticas canonjías tan golosas, debería tener un pasado, un rastro... Pero nada. Busqué y nada, las mismas veinte líneas en todos los sitios, tipo Wikipedia. Evidentemene, la capacidad del currante para escurrir el bulto es enorme.

Pero hoy eso ya no es posible. Recientemente en Los Genoveses se han puesto las pilas, y por fin podemos saber algo más, o más bien, entender algo mejor su personalidad y su evolución: es un auténtico franquista, criado en las rodillas de un abuelo ejecutor de maquis, llevado de la mano por un enmedallado miembro de la División Azul y procurador en las Cortes de Franco, que ha sabido aprovechar su principal patrimonio: los contactos entre los descendientes del búnker. Sin desperdicio. Y otras aportaciones se han ido sumando. Alguien muy buen sabedor de cómo un listo se convierte por gracia del Poder político en empresario se ha encargado de situarnos en la auténtica dimensión de Pizarro como gran empresario. En la red no es posible, ya, borrar el rastro.

Sin embargo, lo que motiva mi reflexión creo que no son esos datos, por lo demás previsibles: es simplemente la expresión de un determinado genotipo.

Es más bien otro breve y aparentemente insustancial descubrimiento, de esos que nos hace a todos más humanos, porque indica cómo todos nos manchamos en algo. Es una breve referencia, en un foro que parece anarquista, a cómo el Ayuntamiento de Andorra (Teruel), gobernado por Izquierda Unida, ha colmado de abrazos, festejos y reconocimientos al currante del PP, porque como presidente de Endesa se aseguró de comprar los derechos de emisión necesarios para que la Central Térmica de Andorra, una de las más contaminantes de Europa, contra la que toda la izquierda aragonesa luchó hace treinta años, siguiera funcionando... para que no se perdiesen puestos de trabajo. A él le resultaba barato, porque no gastaba su dinero, sino el de los accionistas de Endesa, y al alcalde comunista, o ex-comunista, o verde, o alternativo, le salía estupendo: conservaba la alcaldía. La cuestión es: ¿son aceptables esas componendas? ¿Son, más particularmente, aceptable en un partido que, como IU, llega a basar toda su estrategia política en otras regiones (por ejemplo en Extremadura) en luchar contra establecimintos industriaes mucho menos dañinos que la central térmica de Andorra?. ¿Le basta a IU controlar un miserable Ayuntamiento para dejar a un lado todo sus principios ecologistas?.

Osea, puesto en plata: ¿votar a IU asegura una política más progresista por la presión que 'desde la izquierda' puede hacer sobre el PSOE? Pues no sé... Depende. Pero en mi opinión lo que más puede facilitar, hoy por hoy, un ciclo progresista en España, es una mayoría absoluta (¿por qué si todos piensan en absoluta dicen amplia, o suficiente?: puñetera corrección política, osea hipocresía)

2 comentarios:

  1. Anónimo4/3/08 18:39

    Sí, hablas de inconsecuencias. No sé si estarás pensando en el presidente de Cataluña, el socialista venido a más (pobre xarnego en origen) José Mntilla, que lleva a sus hijas al superexclusivo Colegio Alemán de Barcelona, en donde de paso se ahorran tener que estudir en catalán. Busca por la red, ya que te gusta tanto "webear", y verás datos al respecto. Eso sí que es una vergüenza...

    ResponderEliminar
  2. ¡Vaya! Eso es tirar con bala :)
    Pues sí, me parece que un gobernante socialista no debería llevar a sus hijos a estudiar a un colegio de élite, sino a uno público. Más aún si se trata de un gobernante procedente de la clase obrera, que aún debería ser mucho más consecuente, para que nadie pueda pensar que es un simple arribista que se ha acercado a la política para beneficiarse y medrar.
    Y sí, me parece que un gobernante catalán de un partido catalanista (como de hecho lo es el PSC desde hace dos legislaturas) debería ser también consecuente en ese aspecto, y no 'privar' a sus hijas de la posibilidad de estudiarlo todo en la lengua que se impone a los demás xarnegos.
    Pero es lo que hay... Claro, que yo hablaba en el comentario más bien de inconsecuencias políticas, no personales (que sí, también importan, también...).

    ResponderEliminar

Los comentarios están moderados para evitar spam, pero estaré encantado de incluir cualquier comentario que quieras hacer

Artículos relacionados

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...